POETAS VISITANTES FUERA DEL CANON (5)

Sesión del 7 de junio de 2018:







PRESENTACIÓN DE EGOR MARDONES



Egor Mardones nació en Tomé, VIII región, en 1957. Es Licenciado en Español y profesor de Castellano de la Universidad de Concepción. Ha ejercido su profesión como educador y adicionalmente ha sido editor, corrector y productor de textos desde hace casi 40 años. Su recorrido bibliográfico más que señalizado en fechas, conviene ser pesquisado en hechos. Entremos en materia:

La poética de Egor tiene una ruta bibliográfica y otra paralela que es inmaterial. No por nada durante décadas se le ha llamado "el escritor fantasma" en la órbita penquista. En efecto, su poesía está registrada desde mediados de los años 80 en publicaciones erráticas y lecturas prolíferas, sin llegar a cristalizar en un volumen formal hasta recién el año 2009. Este volumen convencional es "Taxi Driver" y se nutre de un extenso juego de intertextos y paratextos aditivos gestados entre 1993 y 1997. Acá se da otra paradoja factual: los textos de su primera publicación individual son -serían- gestados en los años 90 y se publican casi 20 años después. Pero los textos de su segunda publicación, los de "Miramar hotel" (2013) fueron escritos antes, entre 1985 y 1988. Los primeros registros de esta secuencia discordante se encuentran en "Ojos vendados, manos arriba" publicado en los Cuadernos LAR de poesía en 1985. Fragmentos de "Miramar Hotel" por su parte aparecen en "Cuadernos Sur" en 1987. Pero ¿Egor no nos cuenta acaso que las actividades disrruptivas que realizaban con Juan Bustos, el legendario PISAN, acontecían entre 1981 y 1983 en el Ex- Sindicato de Oveja Tomé? Por tanto ya damos por sentado que es una escritura en desarrollo, un work in progres, que se viene arrastrando desde al menos principios de la década del 80. Los lenguajes y materiales híbridos, aleatorios, mutantes, generatrices y a la vez degenerativos, se van acopiando en torno a ejes temáticos: la ciudad, la noche, la violencia, la tribu urbana, la velocidad, la falta de ruta, la deriva en definitiva. Desde ese acerbo omnívoro se convoca al cine, al comic, a la plástica, al rock bueno y al malo también, al ruido, a la chatarra, a la cultura pop. Es poesía más que sucia, más que "anti": yo la llamaría parapoesía. No obstante es un microcosmos unitario, bien nucleado: un polígono, un prisma medio averiado, o talvez una visión de mosca de ojos facetados, con el desenfoque de una cámara en movimiento. Pasa del zoom al panorámico, al close up, al difuminado. Se accidenta a sí misma con apoyos no verbales que pongan en tensión su sentido de pertenencia a la literatura. Así en "Taxi Driver" el personaje de Scorssese es un alienado tan neoyorkino como penquista, y la basura de la urbe es el despojo de una ciudad bajo estado de sitio o una aldea post-industrial en la ruina. Es Tomé y es Babilonia. Una ciudad collage: la "Night citi", hecha de tiras, flecos, sarmientos, rudimentos, residuos de todas las ciudades. Es el revés del país de nunca jamás de la utopía lárica inspirada en la mítica isla de Peter Pan. La ciudad de Egor es la ciudad del "por siempre jamás" puesto que de ella nunca se sale y se va reescribiendo, fagocitando a sí misma pero expansivamente. Es otra fórmula de la ecuación de estiramiento del universo. ¿Se contraerá alguna vez la nigth citi, cuando llegue a la máxima tensión de su elasticidad?



En "Miramar Hotel" la estrategia es similar, pero ligeramente más circunscrita: es un hablante nómade con una denominación de origen: un resistente, un sobreviviente, un náufrago de las utopías. Y desde allí el texto -que no quiere ser texto- deviene en distopía. Escepticismo de su propio lirismo para desliteraturizar su enunciado. Como cuando Jorge Ojeda nos decía acá mismo en este ciclo: "Hice lo imposible por estropear estos poemas para que fueran lo menos poesía posible". O el propio Egor nos dice -ya lo dijo: como la ley, se presume conocida por todos-: "Descreo de la poesía como género. No me parece un arte del siglo XX ni XXI sino del siglo XIX." o en la misma fuente: "Mi poesía es un texto que remite a otro texto y que no sólo se agota en la poesía, que recurre a otros códigos y a otros intereses también. Hibridismo, sincretismo o mezcla de lo heterogéneo. No concibo las cosas de otra manera". (Ver entrevista con Cristofer González O. y Patricio Torres C. de la Universidad de Concepción). Es una poesía que se prefiere como hipertexto, en franca desarticulación como discurso de paráfrasis de una anti-belleza que, al igual que la anti-materia, describe un plano paralelo y lo devuelve al punto de emisión por un efecto espejo. Es decir, es una poesía nostálgica de la belleza pero por números negativos. Es un conjunto zeta de enunciación poética. Otra forma del discurso de vanguardia que quería Antonin Artaud o Jean Cocteau, que borrase los límites entre la obra y la vida, que dejara de ser representación de la carne o del objeto y pasara a ser encarnación del relato.





Comentarios

Entradas populares de este blog

POETAS VISITANTES FUERA DEL CANON (1)

POETAS VISITANTES FUERA DEL CANON (3)

REVISTA DERIVA DE MAULE (1)